María Fernanda Ipata: “La pandemia trajo un nuevo despertar del emprendedurismo”

Image for post
Image for post
Directora de Quásar Comunicación, una consultora boutique de prensa, Fernanda también coordina desde 2011 el proyecto Emprender Hoy y Pilar Emprende, dos espacios para brindar herramientas a los emprendedores de Pilar. Además, es embajadora ASEA en la zona y trabaja para inspirar a los que recién comienzan.

¿Cómo empezaste a emprender?

Desde el inicio fui emprendedora, aún cuando la palabra casi no existía. En retrospectiva, fueron muy pocas mis experiencias en relación de dependencia y solo en el área de la educación, tanto en el nivel secundario como universitario. Me recibí como periodista y, luego de una pasantía y un paso como colaboradora por el diario La Nación, empecé a desarrollar proyectos propios relacionados con mi carrera.

Primero incursioné en un diario digital, allá cuando Internet era por pulso telefónico, la conexión lentísima y no había en todos los hogares. Mucho menos existían los smartphones, WiFi y todo lo que conocemos ahora. Luego tuve un semanario en papel y una revista a todo color que abordaba temas locales. Finalmente, en 2005 comencé con Quásar Comunicación, una consultora boutique de prensa que en ese momento detectó la necesidad que tenían mis entrevistados o clientes de darse a conocer.

Ahora a la distancia creo que siempre me identifiqué como emprendedora, aunque décadas atrás no se hablaba del tema. Más tarde mi actividad laboral me llevó a relacionarme con emprendedores y a detectar sus necesidades, trabajando en la manera de satisfacer sus demandas desde diversos espacios y proyectos.

También asumiste un gran trabajo con ASEA en Pilar. ¿En qué medida te impactó como emprendedora?

Desde que conocí ASEA me sumé como socia y siempre seguí sus avances y noticias. Cuando conocí personalmente a socios fundadores les comuniqué mi interés en seguir ayudando desde otro lugar, ahí surgió la posibilidad de sumarme como embajadora en la zona. Es sumamente importante para mí, ya que podemos potenciar muchas de las iniciativas en el ecosistema local.

La mejor parte es poder contactarme con embajadores de otras provincias o distritos y tener siempre “a mano” su opinión, su experiencia, saber qué pasa en otros lados y tener de alguna manera un soporte y referentes en este mundo emprendedor.

¿Cómo es emprender en Pilar? ¿Cuál es el mayor desafío para los emprendedores de la zona?

Si bien está a solo 60 km de Capital Federal, Pilar tiene su propia idiosincrasia. Es un ecosistema emprendedor muy heterogéneo, que necesita mucho acompañamiento, herramientas, capacitación, sentirse parte. Estas son algunas de las cosas que hacemos en equipo desde Pilar Emprende, un espacio que surgió a partir del trabajo de Emprender Hoy.

Hay emprendedores por hobbie, que vieron en algo que les gustaba la posibilidad de negocio complementario, otros que no trabajan y encontraron en este hobbie un ingreso, y otros que son emprendedores por necesidad, sobre todo emprendedores de la economía popular. También están los que inician sus emprendimientos con la idea de alto impacto y lo hacen de manera profesional.

Ahora bien, la pandemia trajo un nuevo “despertar del emprendedurismo”. Hubo mucha reconversión de rubros, algunos que vieron el emprender como la posibilidad de tener un ingreso de dinero y muchos que aprovecharon la oportunidad para mejorar y profesionalizar lo que venían haciendo de manera “casera” o sin un plan. Nosotros impulsamos desde el día uno de la cuarentena el trabajo colaborativo y generamos espacios de intercambio de información, de capacitación, de compartir experiencias. La “terapia emprendedora” que hicimos durante estos meses fue un soporte para muchos emprendedores que necesitaban sentir que no estaban solos.

Creo que la única manera de crecer es en equipo. Por eso fomentamos una cultura colaborativa, el autoempleo y la sustentabilidad de los proyectos que contribuyan a la generación de valor económico en la sociedad. Por ejemplo, con el coronavirus creamos una Red de Costureras Solidarias para confeccionar tapabocas para entidades y personas que los requieran. El objetivo es, en definitiva, crear y sostener un ecosistema emprendedor pujante y con cimientos firmes.

¿Qué te hubiera encantado que te dijeran cuando recién arrancabas?

Nunca lo pensé, pero supongo que saber que contaba con otros, con otros emprendedores en mi misma situación. Un poco lo que intentamos ofrecer desde Pilar Emprende: compartir experiencias, información, conocimiento, fracasos, éxitos. Saber que hay otros en tu misma situación, otros que ya vivieron o pasaron por ciertas circunstancias y la experiencia del cómo lo superaron, qué hacer y qué no. El apoyo, creo que esa palabra de apoyo, esa palmada en la espalda, ese “aquí estamos” es lo que me hubiera gustado que me dijeran.

Para vos, ¿cuál es la diferencia entre emprendedor y empresario?

Para mí ser emprendedor es una filosofía de vida, no se es solo emprendedor en los negocios. Uno emprende en todos los aspectos, se juega, se arriesga, pelea por los sueños, por alcanzar los objetivos, por aquello que a uno lo apasiona.

Creo que tal vez la principal diferencia entre el emprendedor y el empresario radica en que el primero no siempre tiene como meta ganar dinero. Por eso, si a esa pasión emprendedora le sumamos forjar un proyecto sustentable desde lo económico y perdurable en el tiempo, seremos empresarios.

¿Cuál es tu mayor motivación hoy? ¿Qué proyectos te entusiasman?

Alentar a los emprendedores, a los que tienen una idea, un proyecto, un sueño. Lograr que se animen, que se arriesguen, que sepan que aquí estamos para ayudarlos, para acompañarlos, para apoyarlos.

Yo siempre digo que emprender no es para todo el mundo, pero que si lo hacés no estás solo, que si tenés una idea, un proyecto o un sueño hay que lanzarse. No importa el momento, el contexto del país: nunca va a ser un momento ideal. Hay muchas posibilidades de fracasar, pero eso también es parte del éxito. Solo hay que animarse y estar acompañado, tener un espacio en el que compartir las experiencias, los éxitos y fracasos para crecer. Si crecemos juntos, crecemos más y mejor.

Esta nota forma parte de la serie de entrevistas con emprendedores ASEA, una red que comenzó a articularse en 2017 para brindar apoyo de manera federal y estratégica en 11 provincias.

¿Estás emprendiendo en Salta, Zona Sur, Córdoba o Zona Norte de la Provincia de Buenos Aires? Conocé la historia de otros embajadores ASEA que buscan inspirar y ayudar desde su propia experiencia a emprendedores que recién comienzan.

Get the Medium app

A button that says 'Download on the App Store', and if clicked it will lead you to the iOS App store
A button that says 'Get it on, Google Play', and if clicked it will lead you to the Google Play store