Osvaldo Riveros: “No hay atajos, nada es de un día para el otro”

Abogado, Osvaldo Riveros es consultor legal de compañías IT y docente en la Universidad Católica de Cuyo. Además, como Embajador ASEA en San Juan ayuda a impulsar el ecosistema emprendedor en la región.

¿Cómo empezaste a emprender y quién te inspiró?

Casi sin saberlo. Trabajo desde hace 11 años en el estudio jurídico Lanciani&Trincado y mis socios, Bruno Lanciani y Belén Trincado, sugirieron que me acercara al ecosistema emprendedor cinco años atrás.

En 2016 la firma dio un giro importante, y empezamos a asesorar a modo de consultora, sumergiéndonos en el día a día de cada empresa con un asesoramiento preventivo. El objetivo era evitarles conflictos, y así fuimos entendiendo qué tipo de situaciones, sensaciones, incentivos y preocupaciones tenían en común distintos emprendimientos.

Nos dimos cuenta que nosotros también estábamos emprendiendo: estábamos asesorando a las empresas como consultora. Nosotros les aportábamos desde lo legal y ellos nos enriquecían desde sus miradas empresarias. Aprendíamos de los emprendedores, de sus experiencias.

También asumiste un gran trabajo con ASEA en San Juan. ¿En qué medida te impactó como emprendedor?

Sentí una gran responsabilidad porque Rosario Ahumada, la embajadora anterior, es una persona súper capacitada, que en diferentes contextos logró posicionarse como referente del emprendedurismo sanjuanino y trascender a nivel nacional e internacional.

A su vez, me significó un arma de construcción de vínculos y networking. Trato de explotarlo todo el tiempo: no solo intento capitalizar todas las relaciones que este rol me permite experimentar, sino también vincular a la mayor cantidad de emprendedores entre sí para que cuenten con mayores posibilidades de hacer traccionar sus proyectos. Los pongo en contacto y apuesto a que esos vínculos se retroalimenten.

¿Qué te hubiera encantado que te dijeran cuando recién comenzabas a emprender?

Dos cosas: por un lado, que no hay atajos, que nada es de un día para el otro. Que el camino incluye una enorme cantidad de fracasos y muchas veces el éxito puede demorar en llegar, incluso cuando hemos hecho todo para tener buenos resultados; porque la vida no siempre es justa.

Por otro lado, que muchas veces no nos damos cuenta de lo mucho que vamos ganando en el camino mientras nos dirigimos hacia un objetivo. Tal vez por mirar el objetivo final no valoramos otras enseñanzas, vínculos y aprendizajes que obtenemos mientras avanzamos. No debemos medir el éxito según hayamos llegado al objetivo o no, sino por todo lo que ganamos mientras trabajamos por nuestro proyecto. Esos frutos “accesorios” suelen traducirse en negocios a mediano o largo plazo.

Para vos, ¿cuál es la diferencia entre emprendedor y empresario?

Un emprendedor puede no llegar a ser empresario; pero el empresario siempre será emprendedor. El empresario, aún cuando no haya comenzado un proyecto o negocio desde el inicio — por ejemplo, puede haberlo heredado-, siempre está obligado a implementar cambios e innovaciones en los procesos internos de su negocio si pretende que sea sostenible. Adaptar el negocio a los cambios ya no es suficiente. El empresario debe ser PARTE del cambio, transitarlo activamente. Eso implica comenzar de cero con ciertas maneras de trabajar que antes no existían, y es un fiel reflejo de emprender.

¿Cuál es tu mayor motivación hoy en día? ¿Qué proyectos te entusiasman?

Me ilusiona la llegada de la inteligencia artificial, que nos permite destinar a las máquinas aquellas actividades tediosas, repetitivas y rutinarias que antes estaban asignadas a las personas humanas. De este modo, a la persona se le asigna funciones que están más ligadas a la creatividad, lo que repercute positivamente en la competitividad de una empresa.

Todos los emprendimientos que traigan aparejada la aplicación o la apuesta a la inteligencia artificial vienen a dignificar a la persona humana, ya que las tareas que se le asignen a las personas permitirán el aprovechamiento de sus talentos en una medida que antes era imposible.

Esta nota forma parte de la serie de entrevistas con emprendedores ASEA, una red que comenzó a articularse en 2017 para brindar apoyo de manera federal y estratégica en 11 provincias.

¿Estás emprendiendo en Salta, Zona Sur o Córdoba? Conocé la historia de otros embajadores ASEA que buscan inspirar y ayudar desde su propia experiencia a emprendedores que recién comienzan.

Get the Medium app

A button that says 'Download on the App Store', and if clicked it will lead you to the iOS App store
A button that says 'Get it on, Google Play', and if clicked it will lead you to the Google Play store